Con 76 votos, los parlamentarios avalaron reformaron el artículo 2 de la Ley General de la Juventud. Con la modificación se estableció que una persona es considerada joven entre los 15 y 35 años de edad.

De este modo, la nueva Asamblea garantizará que quienes estén dentro de este rango de edad tendrán la posibilidad de acceder a las oportunidades que impulsa el gobierno salvadoreño. Los parlamentarios mencionaron, por ejemplo, acceso a créditos bancarios, becas y adquisición de viviendas.

El dipuatdo Raúl Chamagua manifestó que en los gobiernos anteriores los jóvenes «eran vistos como irrelevantes», razón por la que no «existió una verdadera apuesta para trabajar el tema de la juventud y beneficiarlos”.