Los diputados de la nueva Asamblea aprobaron mantener fijos los precios de los combustibles en el país, como medida para aliviar la carga económica de la población. La medida se aprobó con 65 votos durante la sesión plenaria de ayer.

Con el aval, la gasolina especial costará $4.25 en la zona central, $4.26 en occidente y $4.30 en oriente; la regular $4.11 en el centro, $4.12 en occidente y $4.15 en la zona oriental; mientras que el diésel costará $4.14 a escala nacional. Estos se mantendrán vigentes hasta el 20 de octubre.

Como parte de las modificaciones a la Ley Especial Transitoria para Fijar los Precios Máximos de los Combustibles, y ante la baja de precios del petróleo, la Asamblea restableció el cobro de los impuestos en los combustibles. Todo sin cambiar los precios fijados por decreto.