Ayer, la Comisión Política de la Asamblea Legislativa inició con el proceso de entrevista a los candidatos a ser el próximo procurador de derechos humanos en el país. Entre los aspirantes que se presentaron a la comisión estuvo el actual procurador, Apolonio Tobar.

Al respecto, la diputada Ana Figueroa señaló que Tobar reconoció tener vínculos partidarios y que apoyó financieramente a dicho partido. “Entre los cinco candidatos entrevistados ayer estuvo el actual titular de la Procuraduría, Apolonio Tobar, quien reconoció tener vínculos con el FMLN y haber financiado al partido mientras trabajó en la Asamblea Legislativa”, dijo la parlamentaria.

“Es importante recordar que los funcionarios de segundo grado deben tener independencia notoria, porque de lo contrario se pone en duda la transparencia y no se le responde al pueblo salvadoreño”, añadió.

“Al candidato se le preguntó cuántos empleados había contratado en los últimos meses y él dijo que no sabía. La población pone en duda su papel, porque si no conoce el actuar de su institución, cómo garantizará los derechos humanos de la población”, sentenció.