Los diputados de la Asamblea Legislativa aprobaron, con 63 votos, la Ley Especial para la Disposición y Utilización de los Bienes, Dineros, Valores y Activos Incautados a las Estructuras del Crimen Organizado, Terrorismo y Narcotráfico.

Esta normativa establece que los decomisos realizados, y que estén bajo la custodia de la Fiscalía General de la República (FGR), Policía Nacional Civil (PNC) o de los tribunales, puedan ser empleados para reforzar las labores de seguridad pública.

La nueva ley da luz verde para que los bienes, armas de fuego, valores y activos incautados sean trasladados documentalmente por la PNC al Consejo Nacional de Administración de Bienes (CONAB). Esta será la instancia encargada de emitir el acuerdo para la disposición y uso de lo decomisado.

Además, la Policía pondrá a disposición del CONAB la lista de autos que tiene en su custodia con más de un año sin ser reclamados. Asimismo se faculta a dicha institución para vender o destruir piezas automotrices, medios de transporte o mercancía vencida o deteriorada con más de un año en custodia policial. Esto engloba a los que estén o no a la orden de un juez. La decisión se basa en que el resguardo representa un costo al Estado.