Ayer, miembros de la Comisión de Seguridad Pública y combate a la narcoactividad del partido ARENA, respaldaban plenamente la consideración de un estado de excepción. De hecho, los diputados Orlando Cabrera Candray, Rodrigo Ávila, Mauricio Vargas y Norman Quijano respaldaban las «medidas extraordinarias» que pueda tomar el Gobierno respecto a la seguridad nacional.

Casi 24 horas después, muchos diputados del principal partido de oposición daban una postura más conservadora al respecto. Y es que luego del comunicado del COENA, el tricolor no estaría dispuesto a apoyar una iniciativa de este tipo, porque consideran «peligroso» dar superpoderes al Gobierno.

«Acompañamos al presidente con las medidas que sean necesarias y legales, previo análisis de lo que pida el presidente a la Asamblea Legislativa», aseguró el diputado de ARENA, René Portillo Cuadra.

Portillo Cuadra reiteró que «en un estado de excepción se pierden 8 derechos constitucionales fundamentalmente, y nosotros no estamos dispuestos a apoyar la restricción del ejercicio de prensa por ejemplo, porque lo que hace la prensa es informar acerca de los crímenes, no se trata de percepción».

También la diputada Ana Vilma de Escobar evaluó la propuesta del estado de excepción, manifestando que «personalmente creo que es una decisión a la que hay que darle mucho estudio, es difícil porque se trata de quitarle muchos derechos constitucionales a los ciudadanos».

«Debemos ser muy cuidadosos en esto, porque hay que ver quiénes pueden llevar a cabo la implementación del estado de excepción», añadió la diputada De Escobar.

Mientras, el diputado Norman Quijano, fue el único que mantuvo su postura, asegurando que «ayer se hablaba de medidas extraordinarias, puede haber estado de excepción en el país», y añadió que «si el Gobierno me dice a mí que en una hora determinada van a restringir la circulación, no le veo problemas».

Ante la postura de la mayoría de parlamentarios areneros, el vicepresidente Guillermo Gallegos criticó al presidente del COENA, Jorge Velado. «Yo creo que en la postura de ARENA hay falta de una decisión firme de combate a la inseguridad o se trata de que quieren proteger a los pandilleros, o tienen interés en desestabilizar al país», dijo.

«Yo espero que los diputados de ARENA de la Comisión de Seguridad, honren su palabra, el Dr. (Norman) Quijano, el Dr. (Orlando) Candray, Rodrígo Ávila y el general (Mauricio) Vargas son personas serias», aseguró Gallegos.

El diputado de GANA pidió que se inicie el régimen de excepción en al menos los municipios más violentos del país, y garantizó que no se perderán todos los derechos constitucionales que contempla el régimen de excepción en el artículo 29 de la Constitución Nacional.