El ministro de Hacienda, Carlos Cáceres presentó este mediodía la propuesta de reforma de pensiones, a la Asamblea Legislativa, documento que según explicó la presidente del congreso, Lorena Peña, será «ampliamente discutido».

Con la presencia de diputados del FMLN, Jesús Grande de GANA y Francisco Merino del PCN, Cáceres garantizó que «implementar el sistema mixto, será la mejor solución a la deuda previsional. Además, el ministró aseguró que con la reforma el Gobierno no utilizará el dinero de los cotizantes como «caja chica».

Entre las características que tendría el sistema mixto de pensiones, el ejecutivo plantea que esta modalidad mantendría la edad de jubilación, y los años laborales, y se mantendría el monto de cotización de los trabajadores.

No obstante, el documento plantea la creación de un Instituto de Pensiones -similar al Instituto Nacional de Pensiones de Empleados Públicos (INPEP) – que supervise las pensiones, aún por encima de las AFPs.

Además, el sistema mixto conlleva a que los trabajadores que ganen menos de $484, solo cotizarán al fondo de reparto, y el gobierno les daría una pensión de vejez vitalicia por $207.60; mientras que los que ganen arriba de eso continuarán cotizando al sistema de las AFPs.

Mientras, un polémico artículo 77 de la propuesta de reforma plantea que se deberán trasladar los certificados del Sistema del Ahorro de Pensiones (SAP), al Instituto Nacional de Pensiones, además de obligar a las AFPs a trasladar estos fondos prioritariamente como Certificados de Inversión Previsional (CIPs) al monto valorizado en el fondo de pensiones.

Esto abriría la puerta a que las cotizaciones en AFP queden a «saldo cero», si se aprueba la reforma tal y como está. También la reforma contempla que todo trabajador deberá cotizar al sistema de reparto, de manera obligatoria, lo que algunos sectores han calificado de «confiscación del dinero de los cotizantes».

Reforma inconsulta

Diversos sectores de la sociedad han señalado que esta reforma que pretende realizar el gobierno carece de discusión técnica, y tampoco se ha hecho un debate amplio para aportar al respecto.

La presidente de la Asamblea, Lorena Peña, prometió que este proyecto será discutido ampliamente con diversos sectores de la sociedad, entre ellos, trabajadores, jubilados y administradoras.

Al respecto, la diputada de ARENA, Ana Vilma de Escobar aseguró «desconocer la propuesta presentada hoy el ministro de Cáceres». La parlamentaria manifestó que su partido no acompañará la propuesta de reforma.

«ARENA no acompañará la propuesta del FMLN, porque busca resolver ese desorden fiscal que tiene el gobierno, donde tienen una crisis por el gasto desmedido que han tenido hasta el momento», anticipó la diputada tricolor.

De Escobar añadió que «FMLN debe resolver las finanzas del país, y no jugar con una promesa de pagarle una pensión a los cotizantes».

También el Comité de Trabajadores en Defensa de los Fondos de Pensiones de El Salvador (Comtradefop) ya había anticipado que de presentarse esta reforma tal y como está, acudirían a la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), para presentar una demanda de inconstitucionalidad.