Luego del escrutinio final para la Asamblea Legislativa, los grupos parlamentarios deberán dialogar y negociar para lograr acuerdos que permitan la apertura del ciclo legislativo 2015-2018, interpretando la legítima voluntad de los ciudadanos.

En la Asamblea Legislativa 34 diputados serán nuevos, lo que significa que casi la mitad de los ciudadanos que fueron a las urnas apoyaron los rostros nuevos, y pidieron la renovación frente a la vieja clase política ligada al conflicto armado y la forma tradicional de relacionarse con el poder.

Antes de abril, todos los partidos con representación legislativa, incluyendo los minoritarios; deben negociar un nuevo pacto que busque el entendimiento, la eficiencia y la transparencia real; algo así como hacer gobernable la Asamblea, pero también, buscar los puntos coincidentes para volver gobernable el país.

A esta altura nadie duda que temas como el de las pensiones, la deuda pública, la violencia generalizada y políticas eficientes en salud y la educación, requieran  de acuerdos mínimos en la asamblea.

El gobierno de Salvador Sánchez Cerén podría tener un escenario complicado si se confirma que el FMLN y GANA no alcanzan los 43 escaños.  Aquí se vuelve nuevamente la mirada al PCN que con sus 5 o 6 escaños lograría sumar una mayoría simple.

El protocolo de entendimiento logrará que los grupos parlamentarios se pongan de acuerdo en la composición de la Junta Directiva, en quién ocupará la presidencia, las diferentes comisiones de trabajo, el uso de los recursos, las reformas al Reglamento Interno, entre otros temas.

No define, obviamente, una agenda común para legislar en los próximos tres años. Sin embargo podría establecer los temas en común.

El protocolo no será un acuerdo real y legítimo si se termina excluyendo a  los diputados que por primera vez llegan a la Asamblea; porque precisamente son ellos los que han prometido una administración eficiente, eficaz, transparente y con resultados para los ciudadanos.

La Asamblea tendrá, en mayo, 34 diputados que por primera vez ocuparán un escaño.